Exige a Ayuntamiento resolver problemática por contaminación de basura

Ciudadanía debe exigir a autoridades municipales recoger la basura separada en Mérida, asegura el químico Humberto Reyes Montiel.

Por Cecilia Abreu

La separación de la basura en húmeda y seca puede contribuir para minimizar el impacto ambiental del relleno sanitario de la ciudad, pues la primera incluso puede ser transformada en energía con la tecnología adecuada, así como crear composta.

Humberto Reyes Montiel, ingeniero químico y fundador de Ciudadanos Hartos Asociación Civil (Chac), expuso que con la campaña “la basura primero” pretenden atacar la problemática que producen los lixiviados de los residuos urbanos.

En la basura, hay contaminantes como plomo, mercurio, Arsenio, cadmio y “debido a que no hay suelo, sino roca, va a escurrir y se van al manto freático”; por ello, aseguró que el primer paso para que el municipio actúe en las soluciones es la separación de basura.

“Ahí participamos como sociedad civil, si exigimos que el municipio nos exija separar la basura para recolección estamos dando el primer gran paso en la contaminación del manto freático por metales pesados provenientes del basurero municipal”.

La separación de la basura, destacó, puede ser tan solo en mojada –residuos orgánicos– y seca –latas, papel, cartón, PET, etcétera– porque con ello es posible aprovecharla, “así de fácil destinamos la basura orgánica a su descomposición que produce el gas metano”.

Advirtió que hoy en día el gas metano está siendo producido en la ciudad a cielo abierto y éste es un gas 20 veces más contaminante que el dióxido de carbono, pero que puede transformarse en energía.

«Le falta ciencia y conocimiento a las autoridades municipales para determinar qué combaten, si el dióxido de carbono o el gas metano», dijo, apuntando que plantar árboles no es suficiente.

“Y con la basura seca, el grandísimo favor de recuperar la dignidad del trabajo de los pepenadores en el basurero porque el pepenador pierde su dignidad metido entre la porquería y la cerdez (sic) recogiendo PET, vidrio, papel, cartón, en cambio si nada más va a pepenar la basura seca ya inclusive se libra de contaminaciones e infecciones y enfermedades”.

Debido a que la separación tiene que ocurrir desde casa, resaltó la importancia de la sociedad para tomar conciencia sobre esta problemática y que sea ella misma quien exija dicha separación, “volvámonos una sociedad exigente de la primera norma, ya que la instrucción no viene del municipio, sí puede provenir de nosotros”.

Enfatizó que, con esto, el Ayuntamiento tendría que comprometerse a recoger la basura separada en diferentes días y contar con un espacio separado para los residuos que serán composta, gas metano y para las y los pepenadores.

“Exijamos que el municipio nos exija separar la basura para que la pueda industrializar”, apuntó.

Además, estimó que el relleno sanitario municipal ya no tiene capacidad y cuando mucho podrá mantenerse por cinco años más.

Deja un comentario