Exigen impartición de justicia con perspectiva de género en Yucatán

Por Cecilia Abreu

“Es inconcebible que quienes imparten la justicia se estacionen en sus puestos y no se actualicen, no se informen, no estén a la altura de lo que la realidad les exige. Hoy por hoy creemos que es una irresponsabilidad por parte de quienes imparten la justicia el no estar capacitados y no contemplar lo que está demandado internacionalmente, nacionalmente y localmente”.

Nancy Wlaker Olvera, integrante del Frente por la Defensa de los Derechos de las Mujeres en Yucatán

El Frente por la Defensa de los Derechos de las Mujeres en Yucatán esta mañana levantó la voz para exigir que la justicia en la entidad sea llevada a cabo con perspectiva de género, reconociendo y sancionando los delitos ya legislados, especialmente aquellos que las y los jueces suelen reclasificar como el feminicidio en grado de tentativa.

Adelaida Salas, representante del Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio (OCNF) en Yucatán informó que actualmente están acompañando 17 casos de mujeres que han sido revictimizadas con la reclasificación del delito por feminicidio en grado de tentativa.

Desde la legislatura pasada, gracias a la Comisión de Igualdad de Género en el Congreso del Estado con la cual les han abierto paso por medio de parlamentos abiertos, han logrado avances legislativos, sin embargo, esto no sirve si en la impartición de justicia no se aplica, lamentó; pues reconoce que han tipificado la violencia institucional, vicaria, el feminicidio, el feminicidio en grado de tentativa, pero lamenta que “siempre hay una excusa de las juezas y los jueces que hacen reclasificar el delito”.

El delito por feminicidio en grado de tentativa, llega a ser reclasificado a lesiones como ocurrió con el caso de Astrid, pero también el feminicidio ha sido blanco de esta revictimización, visibilizó, pues los catalogan como homicidios y hasta como suicidios, dejando sin funcionar la normatividad cuando llega el momento de impartir justicia.

Haciendo notar esto, exigió al sistema de justicia para atender con perspectiva de género… Continuó la doctora Ligia Vera, también integrante del frente, informando que incluso existe un protocolo oficial para llevar a cabo esta labor -juzgar con perspectiva de géner-, sin embargo, esto aún no ocurre.

Aprovechó también para señalar que, luego de que Astrid interpusiera una queja contra la jueza de su audiencia por reclasificar el feminicidio en grado de tentativa del que fue víctima, Mario Alberto Castro Alcocer, presidente del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de Yucatán dijo que revisaría el actuar, por lo que estarán vigilantes del proceder al respecto.

Vamos a estar muy pendientes como ciudadanía de cuál va a ser ese actuar, cuál va a ser la resolución porque hay documentos nacionales que les dicen a los jueces y juezas cómo actuar y lo que estamos viendo es que se hace todo lo contrario”.

Con voz firme, la doctora Gina Villagómez, como parte del frente, resaltó “no solamente es un llamado, lo que hacemos como Frente por los Derechos de las Mujeres en Yucatán es una exigencia, una exigencia a cumplir la Ley”.

Lamentó que 90 por ciento de los casos ni siquiera se llegan a conocer y sufren esta revictimización al reclasificar el delito en silencio, deploró; “tenemos muchísimos agresores que, incluso acusados de feminicidio, ya están fuera (en libertad) […] y quedan impunes”.

Yucatán, expuso, pasó de ser el séptimo al tercer lugar en violencia contra las mujeres de 15 años y más a lo largo de su relación actual o la última que tuvieron de acuerdo con la Encuesta Nacional de Dinámica de Relaciones de Pareja 2021, con un 45.1 por ciento de incidencia, quedando solamente por debajo de Guerrero con 47.6 por ciento e Hidalgo con 45.6 por ciento.

Además, la encuesta también muestra que Yucatán tiene 71.4 por ciento de violencia contra mujeres de 15 o más años durante su vida, un porcentaje incluso por encima del nacional que presenta 70.1.

Estas cifras, dijo, dejan en evidencia que la pandemia agudizó la problemática y no la están atendiendo, por lo cual tomarán las medidas necesarias para exigir esta perspectiva de género, en particular, en la impartición de justicia. «Estamos aquí, una vez más, tratando de que las autoridades cumplan su función«.

solamente por debajo de Guerrero con 47.6 por ciento e Hidalgo con 45.6 por ciento.

Con ese panorama, resaltó, es evidente que con la pandemia la violencia fue agudizada y esta situación no está siendo atendida en la entidad yucateca y tomarán las medidas que sean necesarias para exigir que se haga.

Milagros Herrero, integrante del frente, puntualizó que los protocolos para la justicia deben aplicarse a los 11 casos de feminicidio que ocurren a diario en el país, pues la impartición de justicia continúa siendo una deuda pendiente.

Deja un comentario